dijous, 1 de març de 2018

ALCOHOL



Yo soy el solitario
que bebe en el rincón de un bar.
Soy la rubia mortal de los accidentes.
Me enamoro de la vida de un soñador
y doy ilusión a un infeliz y desvalido
pobre espíritu.

Soy ese marinero que viene a contar
en tierra los malos pasos.
Y en este ambiguo ambiente busca cobijo,
 y con dignidad asume su fracaso.

Podría ser él aquel poeta.
Que recoge nombres de tristes cargueros,
para ver si encuentra el de aquella goleta
pirata, el de aquel buque ballenero.

Podría ser aquel pintor que pinta y bebe
para salir de su desierto.


9 comentaris:

  1. Respostes
    1. gracias amigo por tus aportaciones

      besos

      Elimina
  2. Esa copa rubia y taimada, que te enreda, te anima y al fin te deja tirado en la cuneta de la vida y de la sociedad.

    Buen poema. Un abrazo

    ResponElimina
    Respostes
    1. gracias siempre es un placer que pases por el blog

      besos

      Elimina
  3. maldito alcohol que me haces tan feliz y triste a la vez...

    ResponElimina
    Respostes
    1. Gracias por tu aportacion en mi blog.

      Besos

      Elimina
  4. El alcohol destruye personas, no lo encuntro nada bueno.Besicos

    ResponElimina
  5. realmente es el asesino silencioso y legal que hay en la sociedad
    al igual que el tabaco
    besos

    ResponElimina